Porque Tú Me Amaste: “El Jardín de Aprendizaje del Abuelo Allen” Honra a un Organizador de la Justicia Social

Por April Suwalsky

Un maestro afecta la eternidad; él nunca puede decir donde se detiene su influencia. –Henry Adams

Un nuevo patio escolar verde esta creciendo en Richmond. Localizado en las escuelas Richmond College Prep (RCPS en inglés) en el 1014 Florida Avenue, el Jardín de Aprendizaje del Abuelo Allen (Grandpa Allen Learning Garden) honra la memoria de Allen Trachtenberg (1927-2012), un voluntario leal en la escuela y un campeón de toda la vida para la justicia social. El jardín de aprendizaje servirá como un salón al aire libre y un espacio verde – ofreciéndole a los estudiantes, familias, visitantes, y residentes locales oportunidades significativas para explorar, aprender, respirar y crecer.

Allen Trachtenberg fue un defensor de la justicia social toda su vida. Tomo acción en el movimiento de los derechos civiles, marcho en contra de las guerras en Vietnam, Afganistán, e Iraq; visito a la Ciudad de México para asistir con la protección de la elección, y fue a Chiapas para entender el movimiento Zapatista. Más notable tal vez, trabajo de cerca con Albert Rojas, Cesar Chávez y la Unión de Campesinos para organizar los boicots de uva. Mucha de esta actividad se centro en Pittsburgh, PA, donde él y su esposa Mitzi le dieron la bienvenida a Pete Seeger y otras voces importantes.

A los 79, Allen y Mitzi empezaron a trabajar como voluntarios de alfabetización en RCPS. Mitzi recordó, “Los niños estaban tan emocionados de verlo; se apresuraban para sentarse con él”. Y cuando las personas le preguntaban cuál era su papel en la escuela, Allen modestamente contestaba, “Les doy abrazos”. Su nieto Nathan Miller (conocido por los estudiantes come el “Sr. Fauna y flora” y el “Sr. Ciencia”), también daba su tiempo de voluntario con la escuela y la organización Tree Frog Treks antes de mudarse a Nueva York para trabajar con el Sindicato Internacional de Empleados de Servicio (SEIU por sus siglas en inglés).

Un trabajo de amor, la familia recaudo $ 7.000 en capital inicial para el proyecto del jardín en el servicio conmemorativo de Allen, donde el Coro Góspel de RCPS también interpreto las canciones de Celine Dion “Because You Loved Me” y “Hallelujah” de Leonard Cohen. Desde estos principios sinceros y mágicos, el jardín de aprendizaje ha emergido como una asociación única entre la familia Trachtenberg, RCPS, el Servicio de Parques Nacionales, y varias organizaciones sin fines de lucro y comunitarias.

La familia Trachtenberg esta llena de artistas y arquitectos (Mitzi es una artista), y para muchos de ellos, el diseño y la expresión son maneras de tomar acción y avanzar la justicia social.

La familia se unió para crear el jardín como un tributo significativo a la vida de Allen. El diseño del jardín y los planes fueron desarrollados por varios miembros de la familia incluyendo su yerno Jeff Miller (Miller Comapny Landscape Architects), hijo Robert Trachtenberg (Garden Architecture Landscape Design and Construction), hija Amy Trachtenberg Miller (artista visual), e hija Julie Trachtenberg (diseñadora de jardines y exhibiciones).

Jeff Miller declaró que el jardín es una manera de “combatir los tóxicos, el racismo, y la pobreza”. Jeff es bien conocido en el Área de la Bahía por sus diseños visionarios para patios escolares verdes y parques – como el recientemente renovado Parque y Parque Infantil Lafayette en San Francisco.

Julie Trachtenberg comento: “La parte emocionante para nuestra familia – más allá de honrar a nuestro padre, y el interés generado a través de su homenaje – son las personas maravillosas con quienes estamos trabajando en la escuela. David Rosenthal, Peppina Chang, Tana Monteiro, Sarah Gierson, padres voluntarios. Es poderoso ver cuanto a aportado la escuela, y ellos son el corazón de todo esto”.

Tana Monteiro, una organizadora de padres y enlace comunitario de RCPS ha sido fundamental, junto con el liderazgo de la escuela, en reclutar voluntarios y construir comunidad en el barrio. Tana ha sido cofundadora y coorganizadora del Día del Jardín Comunitario de Cesar Chávez en Richmond, así como el festival anual de alfabetización, Richmond Tales Literacy, por los últimos años.

“Los jardines y el Richmond Tales Fest son mis grandes amores. Hago todo lo que pueda para ayudar a la escuela”, dijo ella.

Ambas Tana y la educadora ambiental Sarah Gierson fueron capaces de participar en entrenamientos del Proyecto Edible Schoolyard/Chez Panisse. Se espera que el dinero se pueda recaudar para emplear a Sarah, que se ha ofrecido de voluntaria en la escuela desde el octubre del año pasado, como la educadora de jardín en RCPS. El jardín se convertirá en un salón, y un currículo se alineara a las mejores prácticas de patios escolares verdes, estándares comunes, y estándares en las ciencias de la próxima generación. La visión es servir a los estudiantes en RCPS y las escuelas primarias Nystrom, así como la comunidad en general.

El jardín cumplirá con los requisitos ADA e incluirá un circulo de aprendizaje, plantas nativas, un invernadero, caminos anchos, rocas bellas, características arquitecturales únicas, un sistema de capturar el agua de lluvia con una bomba manual, y árboles frutales. También tendrá un jardín de vegetales y gallineros–un tributo a la era de la Segunda Guerra Mundial los Jardines de Victoria, localizados al lado del Centro histórico de Desarrollo Infantil Marítimo.

Construido en 1943, el Centro de Desarrollo Infantil Marítimo proporcionaba cuidado infantil y preescolar a los niños de los trabajadores de los astilleros durante la guerra. Se restauro recientemente como parte del esfuerzo Nystrom United ReVitalization Effort (NURVE en inglés), y ahora son los salones y oficinas de RCPS, la Fundación Comunitaria de Richmond, y un espacio educativo de museo para el Servicio de Parques Nacionales (NPS en inglés) que es parte del Rosita la Remachadora/Parque Histórico Nacional de la Segunda Guerra Mundial.

El Servicio de Parques Nacionales ha proporcionado apoyo importante bajo el liderazgo del Guardabosques y Especialista de Compromiso con la Comunidad Lucien Sonder. El personal de NPS y voluntarios asistieron con el compromiso con la comunidad y han incorporado el jardín como una oportunidad de aprendizaje de servicio para dos grupos juveniles de NPS ¬– Hometown Richmond y Rosie’s Girls. Rosie’s Girls es un programa para niñas de middle school para que aprendan sobre especializaciones y carreras no tradicionales. Los jóvenes de Hometown Richmond construyen y mantienen jardines a través de la ciudad.

Erika, de 11 años, en su primer año con Rosie’s Girls, ayudó con la construcción del jardín. “Yo quiero ayudar a hacerlo bello. Muchas flores, bastante espacio para que los niños se sienten y vean las cosas, piedras para sentarnos en ellas, jardines, árboles”, dijo. “Los jardines y árboles les dan a los animales un lugar donde vivir”, agrego.

Socios adicionales incluyen Urban Adamah, un centro comunitario y granja educacional en Berkeley, Common Vision, una organización que planta huertos de árboles frutales y enseña permacultura, y la compañía de comidas naturales Nutiva. Urban Adamah ayudará a instalar un sistema de irrigación. Common Vision plantará un huerto de árboles frutales, gracias a una subvención generosa de Nutiva. El apoyo de Nutiva brindará árboles a todas las escuelas de Richmond, así como mantenimiento durante ocho años.

La Ciudad de Richmond, Urban Tilth, escuelas primarias locales, y las high schools Kennedy y Richmond también apoyan los esfuerzos más amplios de enverdecer y de patios escolares verdes en la escuela y por toda la comunidad.

Richmond esta al frente del trabajo de agricultura urbana y la sostenibilidad progresista y preventiva; es la sede de muchos grupos leales incluyendo: Amigos de la Vía Verde Richmond (FORG por sus siglas en inglés), el Consejo de la Política Alimentaria de Richmond, Árboles de Richmond, y Comunidades Unidas Restaurando a la Madre Tierra (CURME por sus siglas en inglés), entre otros.

Tana Monteiro afirmó que el jardín encaja dentro del valioso tejido contextual: “Esto es para todos nosotros; para toda la comunidad”.

Allen Trachtenberg, con el ejemplo de su vida y en su legado perdurable, enseña que somos más fuertes cuando trabajamos juntos, pero cada persona puede hacer una diferencia y tiene la responsabilidad social de ejercer su propio poder. Mientras cambian las estaciones, vidas comienzan, progresan, y terminan. El Jardín de Aprendizaje del Abuelo Allen tocará las vidas de múltiples generaciones, e invita a todos a sembrar semillas para el futuro brillante de Richmond.

Want to Leave a Comment?

Leave a Reply

Your email address will not be published.