Nunca Volveré a Ser un Guardia de Seguridad

IMG952016012295075753

Comentario, Sean Shavers

Con tantas empresas de tecnología en el Área de la Bahía, hay una nueva necesidad de profesionales de seguridad – para proteger a los empleados, socios y el software.

En 2014, parecía que en Craigslist salía una nueva posición de seguridad cada pocas horas. Incluso mis compañeros hablaban como si la seguridad representaba una mina de oro. “Puedes escoger tu propio horario, con horas extraordinarias garantizadas y pago por encima del salario mínimo”, dijeron. ¿Cuál graduado de high school dejaría pasar esa oportunidad?

Había sufrido un reciente despido, no tenía un titulo o una carrera, por lo que caía por lo que estuviera bien. Recuerdo primeramente probándome el uniforme, pensando: “Estoy haciendo cosas grandes”. Sintiéndome directo, a cargo y profesional. Creo que casi cualquier uniforme inspira atención.

Mi primer trabajo de seguridad parecía bien. Entrené en Bay Street en Emeryville. Mis funciones: dirigir el tráfico, imponer reglas de estacionamiento y ayudar a los clientes. Suena fácil, ¿verdad? Bueno, no era tan fácil. Los clientes no toman bien las críticas. Algunos se negaban a seguir las políticas, enfureciéndose cuando los guardias hacían cumplir las reglas. Por ejemplo, cuando les decía a los conductores que no podían estacionarse en un área determinada, muchos me decían que estaba tomando mi trabajo demasiado en serio. “No eres la policía, estas haciendo demasiado”, era el tipo de cosas que oía.

Tratar con personas que no escuchan es la parte más difícil del trabajo. Algunas personas simplemente no quieren seguir las reglas. Aunque tengo el uniforme y estoy en una posición de autoridad, algunas personas simplemente me miran como si fuera “seguridad de un centro comercial”.

Un incidente incluso me costó mi trabajo. Un día, una mujer se negó a salir de una zona de estacionamiento restringido, y cuando le dije de eso, ella llamó a mi supervisor y logró que me retiraran del sitio. Supongo que no puedes decirle nada a una mujer afroamericana.

Después de ese incidente me trasladaron a un puesto de trabajo de seguridad en Bay Street Apartments en Emeryville. Muchos techies jóvenes viven allí y trabajan en San Francisco o Silicon Valley. Muchos de ellos están cerca de mi edad. Después de hablar con algunos de ellos descubrí que muchos son de fuera del estado y algunos ni siquiera estaban haciendo dinero todavía, pero sus padres estaban pagando por el apartamento.

Yo todavía estaba ganando el salario mínimo, pero al menos no me estaban tratando mal. Los techies eran diferentes; ellos no querían ningún problema por lo que sí hacían caso. Además, sabían que yo no estaba haciendo mucho dinero y a veces me regalaban botellas de vino o alimentos.

Después, otra empresa me contrató y empecé a trabajar seguridad en el puerto de Oakland. Realmente lo disfrute. Las cosas se mantuvieron bien y yo no tenía que hacer demasiado – hasta que a tres meses en el sitio el contrato se termino. Me di cuenta de que tal vez no tendría trabajo. Algunos de los otros muchachos fueron despedidos.

No estoy en el sindicato y tengo un hijo, así que no puedo permitirme eso. Sentí que mi seguridad de empleo estaba en la línea.

Afortunadamente, todavía trabajo para la empresa, pero ahora lo temo todos los días. Tengo un trabajo, pero no estoy feliz, ni estoy inspirado o motivado para llevarlo a cabo. Las largas horas y el salario mínimo me desaniman de continuar.

Es un tiempo aburrido, pasado en vigilancia de bienes o hacerle la barba a la gente. Se necesita cierto tipo de persona para hacer seguridad, y me doy cuenta que no soy uno de ellos. Los guardias de seguridad tienen que tener la obediencia programada en el cerebro – la voluntad de ir más allá de lo requerido para sus superiores, listos para ser degradados y maltratados sobre las reglas que se les paga el salario mínimo para hacer cumplir. No estoy dispuesto a aguantar eso.

Ahora estoy buscando otros alternativos de empleo, como conducir tráiler o autobuses escolares. Sé que cualquier cosa que elija, no involucrará la seguridad otra vez.

Want to Leave a Comment?

Leave a Reply

Your email address will not be published.