Entrevista con Bill Lindsay Sobre 13 Años en Richmond

Nota del Editor: Vernon Whitmore, ex editor del Globe Newspaper se unió a Malcolm Marshall, editor del Richmond Pulse, en una conversación con el administrador de la ciudad de Richmond, Bill Lindsay.

Lindsay, de 62 años, anunció recientemente que dejará su cargo a fines de julio, después de 13 años. Llegó a Richmond procedente de Orinda en 2005 y heredó un déficit presupuestario de $35 millones. Muchos le dan crédito a Lindsay por llevar a la ciudad del borde de la quiebra a un renacimiento.

Aquí, reflexiona sobre los desafíos que ha enfrentado y el futuro que espera en Richmond.

Vernon Whitmore: Recuerdo estar en la oficina de la ex alcaldesa Irma Anderson. El crimen estaba alto y el Concejo de la ciudad pedía un estado de emergencia en la ciudad. El déficit tal vez era más de 30 millones y estábamos sentados cuando Phil Batchelor (ex administrador del Condado de Contra Costa y gerente interino de la ciudad en ese momento) dijo: “Creo que conozco a la persona adecuada para ser administrador de la ciudad y arreglar las cosas”. Con todo lo que estaba sucediendo en Richmond en ese entonces, ¿qué pensaste cuando recibiste la llamada?

Bill Lindsay: Pues sabia por leer los informes de prensa, no de alguna información real de primera mano, que Richmond realmente estaba luchando. Se que suena realmente cliché, pero lo digo sinceramente, realmente buscaba un desafío. Phil Batchelor se sentía seguro de que yo podía hacer el trabajo. Yo no estaba seguro de que lo podía hacer. Yo estaba dispuesto a hacer lo mejor que podía y sabia que iba ser difícil hacerlo, pero es por eso que tome el puesto.

Entonces cuando hizo la pregunta, “¿Me interesaría?” Me encontré diciendo que sí por todos esos motivos.

Malcolm Marshall: ¿Cómo hiciste la decisión de retirarte ahora?

BL: Parece que es el momento correcto para continuar con lo que sea mi siguiente etapa de la vida.
Los administradores de la ciudad a veces se contratan porque pueden pensar diferente y después de cómo 10 años, sin saberlo, has construido tu propia cajita y estas pensando dentro de ella.
Por lo tanto, creo que será bueno para la organización que alguien más entre con ideas frescas, revise y corrija mis errores.
La otra parte es con la próxima etapa de mi vida – pasar tiempo haciendo otras cosas con mi esposa y poder viajar un poco más, dejando las juntas de noche.
Nunca es buen momento irse. Desearía poder quedarme para el Punto Molate, que se esta lanzando de nuevo. El desarrollo de la estación Richmond Field creo que se volverá a lanzar muy pronto, y siento que el desarrollo del centro esta justo en el precipicio de lanzarse, igual que Hilltop y algo del desarrollo en la costa. Quiero decir que realmente se siente como que estamos entrando en un periodo grande y deseo poder quedarme para todo eso, pero el trabajo nunca se termina.

MM: Mirando hacia adelante, ¿Cuáles son algunos de los desafíos más grandes en el futuro de Richmond?

BL: Empezare con desafíos financieros. Tenemos un presupuesto balanceado ahora, o lo tuvimos para 2017/2018. Parece que vamos a tener un pequeño superávit para el 17/18; Entonces estamos estables ahora.
Pero en el futuro, tendremos costos de jubilación crecientes, contribuciones que tendremos que hacer. Vamos a tener un crecimiento en los ingresos, pero mantener esa estabilidad a largo plazo creo que es un desafío financiero, y creo que estamos en buena forma para poder cuidar nuestro balance. Tenemos una buena base de ingresos diversa, que me gustaría ver crecer, pero simplemente las demandas de servicio son grandes.
Sabes, me gustaría ser mejor en el mantenimiento básico de las calles y parques y prevención de basura y lo básico y esas son cosas que son desafíos financieros. No tenemos suficientes recursos para hacer las cosas que yo creo que esta comunidad quisiera. El desafío financiero hacia el futuro es manejar eso.
La otra parte de eso es del lado del desarrollo comunitario. Realmente creo que lo clave para el crecimiento y desarrollo de Richmond es regresar a ese centro vibrante que Richmond tuvo una vez.

MM: Al repasar tu tiempo en Richmond, ¿hay cosas que te hubiera gustado haber hecho de manera diferente?

BL: Si, hay muchas. Cuando entraste aquí hoy estábamos reuniéndonos sobre la Autoridad de Vivienda, que realmente no esta en buenas condiciones ahora y eso es algo de que yo desearía haber estado más atento durante todo el camino. Hubo muchas cosas que no estaban funcionando muy bien de las cuales no sabia y para mí eso es una decepción, que voy a entregarlo a mi sucesor y no como algo que se arreglo.
Creo que pudimos lidiar con la recesión bastante bien, pero una de las cosas que siempre estábamos haciendo era, y tal vez pueda ser critico en retrospectiva, es que siempre estábamos reduciendo tras la recesión. Siempre estaba por delante de nosotros. Siempre fue un poco peor de lo que anticipamos y entonces erosionó nuestras reservas financieras más de lo que yo hubiera querido.
Operacionalmente, día a día hay muchísimas cosas que suceden que yo haría diferente, pero la visión grande hablo de la Autoridad de Vivienda operacionalmente y nuestra gestión financiera.

VW: ¿De cuales logros estas más orgulloso durante tu cargo?

BL: No tomo crédito individual por nada. Y no me gusta usar la palabra orgulloso. Miro hacia atrás y digo: ‘Estoy feliz porque estuve correcto al tomar el puesto’. Fue un desafío y fue gratificante en ese sentido. Hice lo mejor que pude. No miro hacia tras y digo que debería haber trabajado más duro. Cometí bastantes errores, ¿pero quién no?
Creo que si nunca cometes un error, no has llegado al límite.
Entonces, yo solo diría que siento que la ciudad está en un lugar mejor que cuando yo llegue aquí, y espero haber contribuido a eso, y eso es suficiente para mí.  

 

 

No Comments

Post A Comment

Enjoy our content?
SIGN UP FOR OUR NEWSLETTER
JOIN TODAY